camara gasolinera

Camaras de Seguridad en gasolineras

Contar con cámaras de seguridad en gasolineras es algo esencial, más si cabe en los tiempos actuales. De hecho, los robos en estos establecimientos no son una novedad. Hoy en día, incluso, llegan hasta el punto de que son los propios clientes los que llenan el depósito y se marchan sin pagar. Por esta razón, disponer de elementos de grabación puede ser la salvación en muchos casos.

Aspectos a destacar sobre las cámaras de seguridad en gasolineras

Está comprobado que las cámaras no solamente dejan constancia de que se ha producido un delito en estos espacios, sino que también actúan como medida disuasoria. Es más, los clientes que pretenden delinquir, en cuanto se dan cuenta de que hay una cámara, suelen abstenerse de hacerlo.

Por esto, no se recomienda esconder todas las cámaras, sino dejar algunas en lugares visibles para que actúen como agentes disuasorios. Eso sí, otras cámaras sí que pueden colocarse en puntos estratégicos. Así, en caso de robo, por ejemplo, proporcionan más pistas para la identificación de los delincuentes mientras roba dinero de la caja o se lleva cualquier otro elemento del establecimiento.

Para colocar estas cámaras, hay que pensar qué ángulos de visión se quieren tener controlados. Por ejemplo, poner algunas en los surtidores y otras, sobre los dependientes, en el techo e inclinadas. La finalidad es que graben la cara de todas las personas que entran al establecimiento y facilitar así su identificación.

Asimismo, es recomendable poner cámaras a una altura de medio metro. El objetivo es captar los números de las matrículas de los vehículos. Eso sí, hay que tener en cuenta algunos aspectos como los ángulos muertos o el túnel de lavado.

Ventajas de colocar estas cámaras

La razón principal de colocar estas cámaras es aportar seguridad al establecimiento. Sin embargo, también proporciona otras ventajas:

  • Medidas disuasorias. Como se ha comentado, estas cámaras hacen que, en muchas ocasiones, las personas que tenían pensado hacer algo ilegal, se lo piensen dos veces. Esta medida ya supone un importante refuerzo de la seguridad del local y del negocio. En este sentido, el descenso de los atracos sirve para amortizar la instalación con rapidez.
  • Protección para los empleados. Tener estas cámaras hace que los empleados se sientan más seguros. Esto redunda en la generalización de un buen clima laboral y que la motivación sea mayor. Tiene mucha importancia porque los trabajadores son fundamentales para afianzar la clientela.
  • Pruebas ante los delitos. En caso de cometerse un robo, se tendrán imágenes de los malhechores, por lo que será más sencillo dar con ellos y ponerlos a disposición judicial.

En resumen, gracias a las cámaras de seguridad en las gasolineras es posible trabajar con mayor tranquilidad, lo que permitirá atender a los clientes de una manera más amigable y confiada. Confía en Electromancha, para la instalación de tu cámara de seguridad.

Sin comentarios

Añadir un comentario